LOGO-HEADER-PELIGRAF

LA IMPORTANCIA DE LA TENSIÓN DEL EMBOBINADO

[et_pb_section fb_built=»1″ _builder_version=»4.4.7″ min_height=»677px»][et_pb_row _builder_version=»4.4.7″ min_height=»517px» custom_padding=»0px|||||»][et_pb_column _builder_version=»4.4.7″ type=»4_4″][et_pb_text _builder_version=»4.4.7″ hover_enabled=»0″]

Este punto es fundamental para que la película tenga un excelente desempeño durante el proceso de laminación. Un mal embobinado trae como consecuencia que la película esté demasiado floja o demasiado apretada, en ambos casos conlleva a tener paros de manera recurrente durante el laminado.

Cuando la tensión de la bobina es demasiado alta, la película tiende a romperse. Este fenómeno es muy evidente, ya que durante el proceso de laminación escucharemos ruidos muy molestos provenientes de la bobina. De igual manera, cuando hubo demasiada tensión durante el proceso de embobinado de la película, es muy probable que no podamos hacer uso completo de la bobina ya que hacia los últimos metros encontraremos que la película está demasiado apretada y simplemente ya no corre, lo que implica un desperdicio de material.

Cuando la tensión del rollo es baja o no es uniforme a lo largo de toda la bobina, se pueden presentar problemas en el resultado final del trabajo en donde se pueden observar algunas “burbujas” o “marcas.”

Las bobinas de Peligraf cuentan con una tensión ideal. Para ello se hacen diferentes pruebas en las máquinas cortadoras previo al proceso de corte. Cada navaja debe tener una calibración específica según el ancho de la bobina que se va a cortar. Existe un estándar de tensión para la película brillante y otro para la matte. Una vez concluido el proceso de corte y embobinado se procede a hacer una inspección física de la bobina en la cual medimos la dureza y analizamos la apariencia final de cada rollo, previo a ser empacado. Todo esto se traduce en una mayor eficiencia y productividad dourante el proceso de laminación, lo que se traduce en una reducción en la tasa de rechazo y merma d elos trabajos, una reducción de costos porque puedes laminar la misma cantida de hojas en menor tiempo y con menor tiempo y con menor consumo de energía, un un incrmemento en la calidad del producto terminado. ¡Al final del diá el cliente si lo va a notar!

[/et_pb_text][/et_pb_column][/et_pb_row][/et_pb_section]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Hola
¿En qué podemos ayudarte?